Remodela tu silueta con la liposucción o lipoescultura

Remodela tu silueta con la liposucción o lipoescultura

La liposucción y la lipoescultura es una operación que puede hacerte sentir mejor, mejorar tu autoestima y hacerte perder alguna talla, pero lo que no se consigue es transformar a una persona. Por estas razones es importante saber antes de someternos a una liposucción en particular y a cualquier intervención estética en general, qué resultados puedo esperar.

La liposucción o lipoescultura es una de las operaciones estrella de las clínicas estéticas de hoy en día, nos permite quitarnos esos cúmulos de grasa que penalizan nuestra silueta y tanto nos incomodan en ciertas ocasiones. Puede realizarse en multitud de partes del cuerpo, desde el vientre y cartucheras, hasta los muslos, rodillas o cualquier zona donde haya un alto nivel de tejido adiposo localizado que queramos eliminar para conseguir esa figura esbelta que deseamos.

¿Quién es el paciente ideal para hacerse una lipoescultura o liposucción?

La liposucción tiene un paciente tipo determinado, y debemos tener claro, que no es un sustituto de la dieta o el ejercicio.

Se recomienda que el paciente que desea eliminar algún cúmulo de grasa, sea una persona con una buena salud, y un peso razonablemente normal. El fin de la operación es eliminar el tejido adiposo que se va acumulando y que nos resulta muy difícil eliminar.

Si queremos obtener unos resultados dignos de admiración deberemos poner de nuestra parte y no dejarlo todo en manos de una operación siempre que sea necesario.

La liposucción y la lipoescultura es una operación que puede hacerte sentir mejor, mejorar tu autoestima y hacerte perder alguna talla, pero lo que no se consigue es transformar a una persona. Por estas razones es importante saber antes de someternos a una liposucción en particular y a cualquier intervención estética en general, qué resultados puedo esperar.

Intervención

Para que la liposucción tenga un resultado óptimo, en la Clínica Egos nos centramos en conocer el historial del paciente, saber si sigue algún tratamiento médico, sus hábitos alimenticios, si es fumador, o si sufre alguna enfermedad. Se le indicarán unas normas que debe seguir a rajatabla para que la operación sea exitosa.

La anestesia que se utilizará dependerá de la cantidad de tejido adiposo que se vaya a extraer, las zonas a tratar, y el estado del paciente, variando entre anestesia local y sedación, o anestesia general. Lógicamente será el cirujano el que decida cuál de las dos opciones se utilizará para cada paciente.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.