Lipofilling facial

Lipofilling facial

Con el paso de los años la piel del rostro pierde elasticidad, aparecen las primeras arrugas y el óvalo facial pierde tersura. El lipofilling facial elimina la flacidez ligera y repone volumen sin peligro de rechazo, ya que los tejidos injertados son de la propia persona.

Dentro de las nuevas técnicas de cirugía estética está el lipofilling, que consiste en extraer grasa del cuerpo de las personas e inyectarlo en ciertas zonas que haga falta.

La cirugía

La operación se lleva a cabo en el quirófano. Dependiendo de la cantidad de grasa a infiltrar, se realiza con anestesia local o bien combinada con sedación. Se utilizan unascánulas especiales para evitar que las células grasas se destruyan. Normalmente se utiliza como zona donante la región infraumbilical,esa grasa se centrífuga posteriormente para separar por densidades las células grasas puras de los componentes sanguíneos y los triglicéridos en suspensión.

Lipofilling facial

Es una de las técnicas más usadas y más modernas dentro de la cirugía plástica por su versatilidad y por su naturalidad de resultado. Consiste en extraer grasa donde sobre a las pacientes, por lo tanto es necesario que sobre en el abdomen o en las caderas, que son las zonas de donde la grasa es más frecuentemente tomada, e inyectarla en las zonas que haga falta, tanto en la cara como en el resto del cuerpo. Concretamente en la cara lo usamos para rellenar zonas que se hayan deprimido, bien por el paso del tiempo, por alguna enfermedad o por el envejecimiento que se ha demostrado que siempre lleva consigo un factor de atrofia grasa. Las zonas en que más se usa en la cara son los pómulos, los ojos nasogenianos, alrededor de la boca y alrededor de los párpados.

Lipofilling corporal

En el cuerpo, la zona de la mama es muy interesante, puesto que todas las zonas perdidas después de los embarazos o adelgazamientos se pueden reconstruir bien con prótesis de silicona o bien con grasa. No es que quite ésta el lugar de las prótesis sino que puede ayudar dando más naturalidad al inyectarse por fuera de las prótesis. También se pueden rellenar completamente con grasa, sobre todo en personas que les sobre suficientemente en las zonas que hemos mencionado antes.

Y por último, en el glúteo, es muy interesante, puesto que se puede ir inyectando jeringa a jeringa hasta obtener el resultado deseado y no depender así de los límites que tiene una prótesis. Siempre se puede usar solo la grasa o con prótesis, añadiendo la grasa por fuera de la prótesis eliminando así los círculos que dejan las prótesis y dejando así un resultado más natural.

Es evidente que tiene una doble ventaja que es eliminar la grasa de las zonas donde sobre, y añadirla en las zonas donde falte, es por lo tanto una gran técnica que tenemos hoy en día en cirugía plástica.

Los resultados

Hay que tener en cuenta que parte de la grasa reinjertada será absorbida por el cuerpo con el tiempo, por lo que se inyecta un exceso para que al término del postoperatorio los resultados sean los deseados. Los resultados ya se aprecian a la semana, pero deberemos esperar unos tres o cuatro meses para evaluar cuál va a ser la durabilidad a largo plazo. Pasados estos periodos, el resultado se puede dar por estable y las variaciones que ocurran desde entonces (envejecimiento, cambios de peso, etc.) determinaran si es necesario o no realizar nuevos tratamientos.

 

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.