Neuroma de Morton

El neuroma de Morton es uno de los problemas más comunes en el pie y una de las causas principales de dolor por el engrosamiento del tejido nervioso. Es decir, se genera fibrosis, inflamación y aumento de tamaño de los nervios digitales plantares situados entre los dedos.

En la mayoría de los casos, se presenta entre los dedos tercero y cuarto. Los principales síntomas del neuroma de Morton son el dolor, el entumecimiento, sensación de ardor y hormigueo. Además, el sentimiento de que algo hay dentro del pie, incluso del calzado. 

Tiempo de intervención15 minutos
AnestesiaLocal
Reposo posoperatorioNo requerido
Cuándo son visibles los efectos4 – 6 semanas
RecuperaciónInmediata
ResultadosDuraderos

Cabe destacar que este problema suele afectar con mayor frecuencia a las mujeres, como consecuencia del uso de zapatos ajustados y con tacones altos, tracciones repetidas y cierta práctica deportiva. El neuroma de Morton en algunos casos puede remediarse con un tratamiento moderado, pero en otros casos se hace imprescindible la cirugía. 

Candidato ideal para la cirugía

Las personas que pueden someterse a la cirugía de neuroma de morton, son quienes han probado el tratamiento conservador a través del cambio de hábitos y calzado, reposo, fisioterapia y medicamentos sin lograr efectos positivos. 

Es decir, quienes no han respondido de manera eficiente a los tratamientos no quirúrgicos. De igual manera, la cirugía de Morton suele ser recomendada para los casos más severos, cuando la fibrosis ha tomado todo el nervio. 

neuroma de morton

Procedimiento de la cirugía del neuroma de Morton

El procedimiento de la cirugía del neuroma de Morton consiste en la extirpación total del nervio sensitivo interdigital, de tal modo que se elimina por completo el problema. Este tipo de cirugía del pie, puede ser con anestesia general o local y se realiza una incisión en la zona superior del pie, por encima del neuroma.

No obstante, teniendo en cuenta que implica una etapa más larga de convalecencia, así como la pérdida de la sensibilidad en los dedos afectados, se ha comenzado a utilizar otra técnica menos invasiva.

Se trata de la cirugía para descompresión, que se enfoca en aliviar la presión sobre el nervio, ya que se cortan las estructuras que están cerca, por ejemplo, los ligamentos que unen algunos de los huesos de la zona delantera del pie. 

Esto quiere decir, la descompresión endoscópica del ligamento y con ello en la liberación del nervio. Asimismo, es una técnica menos invasiva y hace uso de una incisión dorsal. Tampoco genera cicatriz ni se produce pérdida de sensibilidad. 

Cabe destacar que el procedimiento de extracción total del nervio suele llevarse a cabo en los pacientes con casos más complejos, mientras que la descompresión se suele aplicar en los casos leves y moderados, cuando aún hay oportunidad de que el nervio se desinflame y vuelva a la normalidad. Es preciso resaltar que la práctica de la descompresión no impide que posteriormente se pueda llevar a cabo la extirpación del nervio.

Preoperatorio de la cirugía del neuroma de Morton 

El proceso de preparación antes de la cirugía del neuroma de Morton, suele ser el mismo que con otros tipos de intervenciones quirúrgicas. El médico indica las pautas a seguir, en la mayoría de los casos consiste en la suspensión de los medicamentos anticoagulantes

También pueden ser recetados antibióticos para evitar infecciones bacterianas después del procedimiento. Junto a ello, suele ser necesario no comer ni beber durante las horas previas a la cirugía.

Posoperatorio del Neuroma de Morton cirugía

El posoperatorio del neuroma de Morton varía en función del procedimiento realizado. Cuando se extirpa el nervio, el paciente debe mantener reposo y el pie elevado. Además, suele ponerse un vendaje voluminoso y aplicar hielo. También es preciso cuidar la herida siguiendo las indicaciones del médico. 

Además de tomar medicación para el dolor  indicada por el médico especialista, es recomendable usar zapato quirúrgico. Después de varias semanas, suele ser necesario acudir a la fisioterapia para lograr la total recuperación y volver a caminar con normalidad. 

Cuando se aplica la técnica menos invasiva, la recuperación se produce de forma inmediata, es conveniente que el paciente cumpla con reposo relativo, aunque solo durante dos semanas. Pero puede caminar el mismo día, cuidando que la marcha sea con carga parcial según la tolerancia personal. 

También es recomendable el uso de un zapato de tacón invertido durante las primeras semanas y después algún calzado de puntera amplia. En cuanto a la rehabilitación o fisioterapia, no es necesario en estos casos.

Preguntas frecuentes 

¿La cirugía del neuroma de Morton afecta la movilidad del pie?

Debido a que esta cirugía representa la extracción del nervio, se pierde la sensibilidad del pie. Ahora bien, se trata de un nervio sensitivo, no motor, por lo tanto no afecta el movimiento del pie. En este sentido, el paciente podrá seguir caminando y haciendo distintas actividades con total normalidad después del correspondiente proceso de recuperación.

¿El neuroma de Morton puede volver a aparecer?

Cuando se utilizan tratamientos convencionales o técnicas poco invasivas para este problema del nervio, es posible que vuelva a aparecer. Es allí cuando se requiere realizar la extracción o extirpación total del nervio.

¿Quién lleva a cabo la cirugía del neuroma de Morton?

Los profesionales de Traumatología y Cirugía Ortopédica son quienes pueden diagnosticar y tratar el neuroma de Morton, especialmente quienes se especializan en los problemas del pie y del tobillo. Aunque también existen expertos en podología que pueden atender este problema.

¿Es fácil diagnosticar el neuroma de Morton?

Sí, se trata de un diagnóstico sencillo y el dolor es la causa principal que conduce a los pacientes a la consulta. El especialista inicia con una evaluación física, pero también es conveniente realizar radiografías, ecografías y resonancia magnética. Estos estudios permiten establecer diferencias con otras patologías como la artrosis del pie y la bursitis metatarsiana, por ejemplo.

¿Cuáles son las causas del neuroma de Morton?

Aún no se conoce con exactitud cuáles son las causas del neuroma de Morton. Sin embargo, hay ciertos factores de riesgo relacionados con este padecimiento. Por ejemplo, el uso de zapatos de  tacones altos.
También aquellos que son muy ajustados o que tienen un calce inadecuado, ya que esto genera presión adicional tanto en los dedos como en la planta del pie. De allí que sea un problema más común en las mujeres.
Igualmente, las personas que practican ciertos deportes son más propensos a desarrollar el neuroma de Morton, específicamente los deportes de alto impacto como trotar y correr, ya que conducen a lesiones de forma repetitiva. En suma, los deportes que hacen necesario el uso de zapatos ajustados, como la escalada de montaña y el esquí de nieve.
Las personas que tienen deformidades en los pies, por ejemplo, el dedo martillo, los juanetes, el pie cavo o plano, tienen un riesgo más elevado de desarrollar el neuroma de Morton.

Pide tu cita

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?